Encélado, satélite natural que orbita Saturno, podría ser el próximo sitio dentro de nuestro Sistema Solar donde podrían buscar vida extraterrestre.

NASA

Según un estudio publicado en la revista Nature Communications esta semana con el título “Producción biológica de metano en condiciones putativas en Encélado”, Ruth-Sophie Taubner de la Universidad de Viena detalla cómo la misión Cassini aportó datos relevantes para el estudio microbiano de la luna de Saturno ya que se pudo demostrar la existencia de una pluma proveniente de la región del polo sur donde se podía ver actividad hidrotermal en el interior de la capa.

Esto de por sí sería un gran paso en la investigación de vida en el espacio, más teniendo en cuenta que además, estas plumas contienen moléculas orgánicas y minerales hidratados, lo que indica la posible existencia de vida orgánica en el presente.

En el laboratorio, el equipo trabajó con tres tipos de cepas arqueas metanógenas, que son microorganismos que viven en medios estrictamente anaerobios y obtienen nutrientes mediante producción de gas natural, metano (CH4)… osea, que viven con muy poco oxígeno y consume metano para subsistir. Estas características, según los investigaciones, son perfectas para poder desarrollarse perfectamente entre las primeras capas, debajo del hielo de la luna de Saturno.

Khan Academy

“Para poder investigar el crecimiento de metanógenos en condiciones parecidas a Encelado, tres cepas termófilas y metanogénicas, todas capaces de fijar carbono y ganar la energía a través de la reducción de CO2 con H2 para formar CH4, se investigaron con respecto al crecimiento y la producción biológica de CH4 bajo diferentes composiciones de gases del espacio…” argumentó Taubner en el artículo.

Este tipo de bacterias las podemos encontrar en las fisuras, alrededor de los respiraderos hidrotermales. En particular en Iheya Ridge, Okinawa Trough, cerca de Japón; a una profundidad nada despreciable de 972 m. por lo que podemos acertar al decir que tienen una gran tolerancia a la presión altísima de estas profundidades marinas.

Hace mucho tiempo ya que los científicos sospechaban que muchas de las respuestas de la vida en el espacio estaban relacionadas con ciertos aspectos de las formas de vida extremas que se pueden encontrar en este tipo de respiraderos en las profundidades, ya que muchos satélites de nuestro Sistema Solar, entre ellos Encélado, disponen de muchos idénticos entre sus características.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here